miércoles, 16 de octubre de 2013

ORADOUR-SUR-GLANE


Pocos lugares en el mundo transmiten tan vívamente unos hechos tan lejanos en el tiempo. En Oradour sur Glane, una pequeña población del Lemousin en pleno centro de Francia, se cometió unos de los asesinatos más atroces llevados a cabo por las Waffen SS nazis en suelo occidental. El pueblo es un memorial de aquel fatídico día dónde todo está tal cómo quedó después del crimen nazi.

¿Dónde, cuándo y qué sucedió? Oradour sur Glane era un pequeño poblado del departamento de Haute-Vienne en el Lemousin francés, de carácter eminentemente rural. Según la historia era una población apacible y alejada de actividades partisanas (terroristas para los nazis) que si que eran muy comunes en esa zona de Francia. Por su tranquilidad y bucólico paisaje era turísticamente conocida en ámbitos regionales e incluso fuente de inspiración de algunos artistas. El pueblo, pese a ser un lugar ocupado por un país extranjero, vivía en paz y en una relativa prosperidad. Sus habitantes, por tanto vivían en un ambiente de rutuinaria seguridad.

Toda la paz y tranquilidad que se respiraba en Oradour, aún en tiempos de guerra, cambió para siempre el mediodía del 10 de junio de 1944, cuando el 1er Batallón del Regimiento Der Führer de la División SS Das Reich entró en el pueblo alrededor de las 14:15h. En seguida y con la conocida precisión y rapidez nazi separaron a los hombres y a las mujeres y niños. A los hombres se los fueron llevando a diferentes puntos del pueblo, dónde fueron fusilados. A las mujeres y los niños los reunieron en la Iglesia del pueblo, lanzaron granadas de humo y ante el pánico que esto generó, aniquilaron con fusiles ametradalladoras a mujeres y niños que intentaban escapar. El resultado fue devastador 190 hombres fusilados y 245 mujeres y 207 niños ametrallados o quemados en la Iglesia. En total 642 personas, varios de ellos refugiados políticos españoles, seres humanos que perdieron la vida, víctimas de la sinrazón y la barbarie humana. El destino quiso que de todo el mundo que se encontraba aquel fatídico día en Oradour, sobreviviese apenas una decena de personas, que se escondieron antes de que las Waffen-SS les sacasen de sus casas o como el dramático caso de Madamme Rouffanche que consiguió salir subiéndose a la mesa del altar y escapar por la ventana que había encima. Al saltar se rompió un pie pero consiguió huir. El drama aún se hizo más elocuente cuando una madre consiguió entregar a su bebé a Madamme Rouffanche pero al intentar salir ella por la ventana fue ametrallada.

¿Qué se puede ver? Oradour hoy día está tal como lo dejaron los nazis cuando se marcharon el 13 de junio de 1944. Se creó un Oradour sur Glane nuevo, pero el de los hechos se conservó para mantener vivo el recuerdo de los que allí perecieron y de los horrores de la Guerra. Para entrar hay que hacerlo a través del Centro de la Memoria, inagurado en el año 1999 y que acoge exposiciones permanentes y temporales sobre Oradour y hechos relacionados así como una interesante librería dónde el visitante se puede documentar sobre lo sucedido.

Éste es mi pequeño homenaje-testimonio para que nunca se olviden estas atrocidades. A mí me conmovió mucho el estar allí. No os dejará indiferentes.

50 comentarios:

  1. Je découvre ton blog que j'aime beaucoup! des aventures et de très belles photos. Je suis photographe amateur; je me suis inscrite pour suivre tes publications
    N'hésite pas à me rendre visite sur mes blogs, merci à toi et bonne semaine!

    I discover your blog that I like much! adventures and very beautiful photographs. I am amateur photographer; I was registered to follow your publications
    Do not hesitate to visit to me over my blogs, thank you at you and good week!

    http://weekendetcoupdebrosse.blogspot.fr/
    http://weekendabstrait.blogspot.fr/
    Merci !

    ResponderEliminar
  2. Impresionante testimonio.
    Además es muy importante tener presente lo que fue el nazismo para no confundir a la opinión pública con expresiones banales tan comunes hoy en día.
    Gràcias por tu aportación.

    Rosa

    ResponderEliminar
  3. Si la fotografía ya impresiona (por cierto el encuadre es muy acertado) la lectura del relato estremece. Un abrazo,

    ResponderEliminar
  4. Desgarradora historia, y de pequeño homenaje nada, me parece un gran homenaje, tanto la foto como el texto, ya que somos muchos los que desconocemos los lugares de estas atrocidades y gracias a ti nos la haces llegar. Abrazos desde Sevilla.

    ResponderEliminar
  5. Ni idea de su existencia. Me alegro que esté tal cual, para que no se olvide lo que un día sucedió allí.

    Gracias por compartirlo con nosotros.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. La memoria histórica hay que mantenerla. Me ha encantado saber de ese lugar gracias a ti.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se debe olvidar para aprender a buscar nuevos caminos y maneras de hacer las cosas.
      Gracias Isabel.

      Eliminar
  7. Muy interesante. Me lo apunto para una futura vista a Francia. Precisamente desconozco esa zona.

    ResponderEliminar
  8. Que caña!!!!! Uno de esos sitios que todo el mundo debiera visitar para intentar que no vuelva a suceder. Gracias por mostrárnoslo y por la explicación. Me ha encantado. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. El texto es muy sensible por lo que aporta, digamos que me ha emocionado la historia de esta localidad, no tenia ni idea de lo que paso y mucho menos de que existiera,,,,, sin duda es un museo al aire libre, en donde tendriamos que ir para concienciar a los mas jovenes, para que no vuelva a ocurrir jamas. Esto fue algo que nunca tendria que pasar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo contigo Bird!
      Gracias amigo.

      Eliminar
  10. Me ha conmovido el texto, es inquietante, pero no tenemos que olvidar esas atrocidades que se hicieron en el pasado y que parece que se nos ha olvidado lo que significa la ideología nazi.
    De la foto solo puedo decir que me ha encantado, como sacada de una película.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  11. La imatge es extraordinària, però el relat t'encongeix de mala manera. Sembla mentida que hi hagi éssers humans tan malalts que encara justifiquin a dia d'avui el genocidi massiu i planificat.
    Moltes gràcies per donar-nos a conèixer aquesta història, la qual desconeixia totalment.
    Una abraçada

    ResponderEliminar
  12. Que dur el relat,sembla que la gent s'ha oblidat del que va passar fa un anys y que va marcar a moltes persones.La imatge es desoladora però molt vona tecnicament.

    Una abraçada.

    ResponderEliminar
  13. Jo, Candi, si pretendías conmover lo has conseguido plenamente...

    Enhorabuena por el texto y la fotografía, gracias por compartir tu experiencia.

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Terrible historia que muestra lo que es capaz de hacer el género humano cuando la sin razón se apodera de él, el odio puede llegar a desencadenar actos de barbarie como este....Espero que la conservación de este lugar sirva para que recapaciten los gobiernos y se impongan los diálogos y la negociación antes que el uso de la fuerza.

    Besos

    http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  15. No sabia res d’aquest fet però llegint es posen els pels de punta
    ... i es que aquestes coses no es poden ni es deuen oblidar.

    Molt emotius... el text i la foto

    Abraçades

    ResponderEliminar

  16. Leyendo cosas así a uno le hierve la sangre, al pensar que todavía hay entre nosotros los que creen que unos seres son superiores a otros. Y todavía sigue esa barbarie, ahora sin armas, que la barbarie económica mata 'más limpio'

    Una buena foto para un excelente documento.

    · un beso

    · CR · & · LMA ·


    ResponderEliminar
  17. Amiga te felicito tanto por la foto como por la narración y me parece perfecto recordar estas cosas,ya que un pueblo sin memoria corre el riesgo de volver a cometer los mismo errores.. De verdad,felicitaciones .

    ResponderEliminar
  18. La fotografía y el texto, ponen la carne de gallina, algunos descelebrados usan ligeramente el calificativo de nazi a cualquier persona que opina distinto, tanta estupidez me angustia en el fondo del alma.

    Gràcies per fer-nos sentir vius.

    ResponderEliminar
  19. El texto me ha dejado fria y la fotografia... precioso trabajo.

    Fantastico

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. No coneixia ni el lloc ni la història, Candi. Gràcies

    ResponderEliminar
  21. El relato es conmovedor y la fotografía excelente!!!
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  22. Nunca está de más volver a recordar sucesos tan dramáticos como los que cuentas, y dejar un testimonio como el tuyo que que nunca se olvide y de algún modo hacer lo posible para que no se repita.
    Un abrazo, Candi.

    ResponderEliminar
  23. Muy triste lo que nos cuentas, pero necesario recordar, pues hoy día todavía existen muchos subnormales sueltos que niegan la existencia de tales atrocidades.
    Y ya no hablemos del crecimiento del racismo y xenofobia por culpa de estos tiempos tan inciertos para todos.
    Me gustó mucho tu entrada.
    Bss.

    ResponderEliminar
  24. Una foto conmueve, se respira los fatales actos que allí sucedieron. Muy buena.
    Saludos

    ResponderEliminar
  25. Toda una auténtica vivencia haber estado allí .... gracias por compartirla y documentarla .... un abrazo

    ResponderEliminar
  26. Me has puesto los pelos de punta al leer la trágica historia del infierno nazi.
    La foto es un verdadero lujo...llena de dramatismo, que hace que la narración se potencie aún mas.
    Magnífico trabajo, no solo por la foto, sino por la documentación.
    Gracias por compartirlo. Un abrazo

    ResponderEliminar